Más de 7.500 entradas y 350.000 visitantes desde el 9 de octubre de 2011

Suspendida una de las investigaciones abiertas contra Nicolas Sarkozy

La suspensión coincide con el anuncio de su retorno a la política

Los jueces paralizan las pesquisas en el caso de las escuchas

Algunos medios franceses analizaban este fin de semana los motivos por los que Nicolas Sarkozy ha decidido volver a la política. Según Mediapart, tras esa "responsabilidad" proclamada por sacar a Francia del abismo se esconde otra motivación: blindarse ante los jueces. El ex presidente está implicado en varios de corrupción, aunque la Corte de pelación de París paralizó hoy una de estas investigaciones a la espera de que los jueces analicen el recurso de nulidad presentado por Sarkozy hace unas semanas. Para algunos medios la coincidencia entre el anuncio de su retorno a la política y esta suspensión no es casual.
Se trata del 'caso de las escuchas'. Los jueces sospechan que el ex presidente estaba al tanto de los procesos judiciales abiertos contra él gracias al chivatazo de dos magistrados a los que habría ayudado a ascender a cambio de sus favores. En concreto, los letrados le habrían informado del avance de las pesquisas en el caso Bettencourt. En este sumario se acusaba a Sarkozy de haberse aprovechado de la debilidad de la heredera de L'Oréal, Liliane Bettencourt, para financiar su campaña de 2007.

El ahora candidato a presidir la UMP fue imputado el pasado mes de julio en el sumario. Ante la incredulidad de toda Francia, fue detenido durante 20 horas e interrogado por posibles delitos de corrupción, tráfico de influencias y violación del secreto profesional. Sarkozy denunció entonces una "persecución injusta" por parte de los "jueces de izquierdas" que instruían el sumario. En el recurso presentado, su abogado, Thierry Herzog, estimaba que los letrados habían ordenado escuchas ilegales para recabar pistas. Los jueces han suspendido las pesquisas hasta que la corte de apelación de París se pronuncie sobre el recurso.

- Financiación ilegal.

Sarkozy está implicado en varios casos más, la mayoría relacionados con la financiación ilegal de sus campañas electorales de 2007 y 2012. Para Mediapart, medio que ha destapado algunos de estos escándalos, la verdadera razón por la que el francés aspira de nuevo a ocupar el Elíseo es "para librarse de las sospechas judiciales" que pesan sobre él.

Su nombre figura igualmente en el sumario del 'caso Bygmalion', que investiga un sistema de falsas facturas emitidas por la sociedad del mismo nombre para financiar el sobrecoste de su campaña de 2012. El ex contable de esta sociedad reconocía hoy al periódico 'Le Monde' haber maquillado las cuentas de su empresa a petición del UMP, el partido de Sarkozy.

El domingo, en su primera entrevista televisada tras su reaparición, el ex presidente aseguró no tener nada que reprocharse. Defendió que ninguna de las investigaciones contra él ha prosperado hasta el punto de inculparle. "Se me acusó de haber extorsionado a una anciana por dinero. Dos años y medio de investigación, cuatro registros y 22 horas de interrogatorio después, se desestima el caso [Bettencourt]. ¿Quién me devolverá mi honor?", denunció.

(Raquel Villaécija, El Mundo)