Más de 8.000 entradas y 400.000 visitantes desde el 9 de octubre de 2011

Rajoy: "Nadie me ha dicho jamás que deje de ser el candidato del PP"

En sus primeras declaraciones tras perder la sesión de investidura, Mariano Rajoy resta importancia a lo ocurrido y se reivindica como candidato del Partido Popular a gobernar. "Nadie me ha dicho jamás que deje de ser el candidato del PP", ha afirmado en conversación informal con la prensa española desplazada a la Cumbre china del G20 durante una escala en el aeropuerto ruso de Kazan. Ha asegurado que ni Pedro Sánchez ni Albert Rivera le han planteado su retirada de escena para facilitar la formación del Ejecutivo."No voy a renunciar al derecho del PP a formar gobierno", ha insistido y, con él al frente. "Estoy estupendo", ha recalcado el presidente del Gobierno en funciones tras relativizar la derrota en la votación: "Se ha perdido y punto".

¿Y ahora? Rajoy asegura que no va a tirar por la borda su pacto con Albert Rivera. "Voy a intentar preservar el acuerdo con Ciudadanos, porque creo que es bueno". También llamará al líder del PSOE, Pedro Sánchez, "en unos días". De éste dijo que cuando se reunió con él el pasado lunes antes de la sesión de investidura, Sánchez le dijo que "después de las elecciones vascas y gallegas ya veríamos", pero sin crear expectativa de cambio de posición socialista, sino "como quien dice que llueve o hace calor".

En todo caso, volverá a hablar con él. "Aunque sea imposible, tengo que intentarlo", ha prometido, aunque se ha mostrado muy despectivo con el dirigente socialista del que dice desconocer cuáles son sus planes. "No tengo ni la más remota idea de lo que quiere (...) La única explicación de lo que hace puede ser por liderazgo interno y ganar tiempo". A su juicio, Sánchez, al que no ha querido nombrar en ningún momento, "cree que le van bien las elecciones, porque continuará y porque cree que Podemos se va a pegar una bofetada".
Rajoy emprendió el viaje a la ciudad china de Hangzhou tras presidir una reunión del comité ejecutivo del PP que ha calificado de "emotiva". Amigas como Teófila Martínez le pidió que siguiera con lágrimas en los ojos. Rajoy asegura que la única opción de Gobierno que contempla es la de su partido. "No renunciamos a formar gobierno por una razón puramente democrática".

¿Se va a presentar de nuevo a la investidura si no tiene apoyos? "No depende de mí, el Rey tendrá que ver lo que hace (...) Me lo tiene que proponer el Rey para volver a presentarme".

Rajoy se ha mostrado preocupado por la falta de aprobación de presupuestos y que "no cumplimos los compromisos con Bruselas", pero "el problema es cómo se gobierna este país". "Estoy cada vez más convencido de que mi propuesta de gran coalición es la única sensata", asegura, pero descarta intentar pescar en el río revuelto socialista: "Me llegan rumores de malestar interno en el PSOE, pero no tiene sentido que juegue con eso".

- Valoración sobre el puesto de Soria.

Ha resaltado que hará campaña en Galicia y en el País Vasco y se ha mostrado muy molesto con las críticas a la designación de José Manuel Soria para el Banco Mundial. "Si un funcionario no puede volver a ser funcionario...¡Esto qué es!". Ha descartado que el nombramiento obedezca a razones políticas. "No es una decisión ni del ministro (...) Yo ni sabía que existía este cargo en el Banco Mundial". Rajoy ha admitido que Soria le avanzó que solicitaría el puesto, pero que no se planteó que fuera a ser polémico. "Si no somos un poco justos con la gente, haremos un país complicado".

(Carlos Segovia, El Mundo)