Más de 7.000 entradas y 350.000 visitantes desde el 9 de octubre de 2011

Las municipales brasileñas podrían llevar a Rio a un obispo evangélico como alcalde

Los brasileños eligen este domingo en segunda vuelta las autoridades de 57 ciudades, entre ellas Rio de Janeiro, que podría tener por primera vez un obispo evangélico como alcalde.

Con los centros electorales abiertos desde las 08H00 locales (10H00GMT), los más madrugadores fueron acercándose a los centros de votación en los municipios donde ningún candidato obtuvo la mayoría absoluta hace un mes, teniendo hasta las 17H00 (19H00 GMT) para depositar su sufragio, que es obligatorio en Brasil.

Después de que el conservador Joao Doria ganara en el primer turno la alcaldía de Sao Paulo -la pérdida más dolorosa en el hundimiento del Partido de los Trabajadores (PT, izquierda) de Lula da Silva- la 'Cidade Maravilhosa' concentra ahora toda la atención.
Gobernada en los últimos ocho años por Eduardo Paes, del mismo partido de centro-derecha que el presidente Michel Temer (PMBD), Rio deja atrás la época de sus megaeventos deportivos.

Tras el Mundial de 2014 y los recientes Juegos Olímpicos, la ciudad empieza una nueva etapa sumida en una grave crisis económica y también de seguridad.

"Tengo la esperanza de que pueda revertirse esta situación de violencia, de fatalidad y de asaltos", explicó Hudson Silva, un funcionario de 56 años, al salir de un colegio electoral en el centro de Rio de Janeiro donde se veían pocas personas.

- Iglesia vs socialismo.

Marcelo Crivella, un senador y obispo evangélico licenciado de 59 años, es el favorito para gobernar la ciudad.

Sobrino del polémico fundador de la Iglesia Universal del Reino de Dios y exministro de Pesca de la destituida Dilma Rousseff, ganó la primera vuelta con comodidad.

Ese 2 de octubre, para sorpresa de muchos, acabó pasando al balotaje el disidente del PT y profesor universitario de extrema izquierda Marcelo Freixo, que ganó notoriedad como diputado estatal al impulsar la investigación a las milicias parapoliciales de Rio, una labor homenajeada en la película 'Tropa de Élite'.

En un colegio frente al Teatro Municipal, Elisabete Maria da Silva, jubilada de 63 años, dijo que iba a dar su voto a Crivella: "Yo también soy evangélica y siento que él está preocupado por la gente".

Hudson Silva lo hizo por Freixo, por su "línea más social", pero Sonia Campos, de 65 años, lo hizo por Crivella porque lo ve "más sensato y más humano".

La disputa entre dos hombres antagónicos se dio en una campaña salpicada de escándalos, como el que sacó a la luz unas fotos de los 90 de Crivella donde exorcizaba a católicos cuando era misionero en África o sus declaraciones de la época sobre el "mal terrible" de la homosexualidad.

El senador, también cantante de gospel y poeta, dijo que se equivocó y al votar este domingo en Copacabana aseguró estar "bastante confiado" en ganar, además de prometer "dedicarse como nunca en la vida a cuidar sobre todo de la salud, educación, transporte y seguridad".

Su rival, partidario de una ciudad más inclusiva y progresista y apoyado por artistas como Caetano Veloso, Chico Buarque o el actor Wagner Moura, votó en el barrio de Leblon.

- Escuelas ocupadas en Paraná.

Además de Rio, hay otras 17 capitales de estados que elegirán a su alcalde, como Porto Alegre, Belo Horizonte, Curitiba, Sao Luis de Maranhao o Fortaleza.

Después de haber gobernado Brasil durante 13 años, el PT -golpeado por las acusaciones de corrupción del megafraude a Petrobras- sólo participa en una capital, Recife, donde el candidato rival casi le dobló en votos en la primera vuelta.

Ese primer turno tuvo una fuerte abstención y miles de votos en blanco y nulos que los analistas enmarcan en el disgusto de los brasileños con los políticos.

El balotaje -que sólo se celebra en ciudades de más de 200.000 habitantes convocando a cerca de 33 millones de brasileños- cuenta con la vigilancia de más de 10.000 militares en 12 municipios tras una campaña violenta en la primera vuelta, donde sólo en Rio hubo 15 asesinatos de candidatos.

Uno de los puntos calientes de la elección se encuentra hoy en Paraná, donde el Tribunal Superior Electoral pidió el refuerzo de agentes federales por la ocupación de escuelas por cientos de alumnos de secundaria contra las reformas de Temer, que forzó el cambio de unos 200 centros electorales.

(Carola Solé, AFP, Yahoo! Noticias)