Más de 7.500 entradas y 350.000 visitantes desde el 9 de octubre de 2011

Larreta confirmó a tres suboficiales separados por amenazas a Ocampo

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, confirmó hoy que "hay tres suboficiales de la comisaría 54 que fueron separados de la fuerza" e investigados en la Justicia por hacer explotar un petardo en la foto del ministro de Justicia y Seguridad de la Ciudad, Martín Ocampo.

"En mi caso es alta la preocupación, en la Comisaría 54 identificaron a tres agentes involucrados, los tres separados de la fuerza y denunciados a la Justicia", sostuvo el jefe de Gobierno de la Ciudad en declaraciones radiales.

Rodríguez Larreta explicó que los tres suboficiales de la seccional de Villa Luro "fueron separados por (el secretario de Seguridad porteño) Marcelo D Alessandro al instante" y remarcó que irán "a fondo en esto, porque no hay contemplación para este tipo de situaciones".
"Varios policías se tendrán que ir a la casa. Los cambios generan inquietud, pero no vamos a detener estos cambios", dijo el mandatario porteño respecto al rechazo que la nueva estructura de la Policía de la Ciudad provoca en algunos sectores de la Policía Federal.

El hecho que derivó en los desplazamientos se produjo el sábado pasado, horas antes de la llegada de Año Nuevo y de que se pusiera en funcionamiento la nueva Policía de la Ciudad: en el video que se viralizó a través de Whastap se observa en la guardia interna de la seccional la explosión de pirotecnia sobre la foto de Ocampo, que cae al suelo.

De inmediato, el Ministerio de Justicia y Seguridad porteño inició una investigación para hallar la comisaría en cuestión y a sus responsables, al tiempo que inició una demanda judicial por "amenazas".

"Nosotros dijimos siempre que lo mejor para la Ciudad de Buenos Aires era manejar su propia policía, nadie puede sorprenderse con esta decisión porque la anunciamos en campaña, tanto yo como el presidente Mauricio Macri, que cumplió con el traspaso", indicó Rodríguez Larreta.

El jefe de Gobierno porteño recordó que "hace 40 años se anunció por primera vez la necesidad de pasar la policía a la Ciudad, la derogación de la ley Cafiero" y agregó: "La transferencia la votaron casi todos los bloques legislativos. Si hay algún policía que no está de acuerdo y toma medidas como estas vamos a ir hasta las últimas consecuencias en la Justicia".

Por último, negó que sean masivos los enojos o rechazos de policías federales por haber sido traspasados a la Ciudad y sostuvo que "situaciones aisladas como estas, puede haberlas, pero han sido excepcionales".

"Ya estamos controlando a la Policía. Situaciones como esta han sido muy pocas, fue este caso, tres WhatsApp anónimos, rechazando la medida. No hay un problema generalizado. Yo recorrí casi todas las comisarías de la Policía Federal personalmente y de manera sorpresiva, nada preparado, hablé con miles de policías de esto y la gran mayoría lo entiende. Nadie puede sorprenderse", concluyó.

Por su parte, el ministro Ocampo aseguró que "cuando termine la causa se tomarán las medidas judiciales y administrativas correspondientes" para confirmar "el apartamiento de estas personas de la fuerza" y agregó: "No vamos a dejar que nos intimiden".

"Hemos tomado intervenciones administrativas al respecto, de seguimiento y control, pero son tres personas, no toda la comisaría. Hay que tener más control, algo que estamos haciendo, disponer que se investigue desde la Justicia y desde el lugar administrativo. Lo que hicieron es más grave que para una sanción de apartamiento de las fuerzas, amerita un castigo penal", sostuvo el funcionario porteño.

Y agregó: "No van a lograr el objetivo que intentan, no vamos a cambiar una decisión política y estrategia de reforma sobre la policía, porque encaramos un proceso que se está llevando adelante y es una política de fondo y en eso somos intransigentes".

(Terra Noticias Argentina)